¿QUIÉN SOY?

Me resulta difícil contestar a esta pregunta, que me formulo repetidamente a mí misma. Me pasa, como también puede que os ocurra a vosotros, que resulta difícil poner el foco en uno mismo.

Pero os daré unas pistas…

Vengo de una familia de maestros formada en Deusto.

De ella aprendí la importancia del conocimiento y de buscar la mejor forma de hacer un tema fácil para enseñarlo a los demás, siempre sabedora de que somos “ignorantes conscientes” de muchas cosas.  De esta rama de la familia me vienen, pues, la vocación de servicio y el afán de conocimiento.

Complementar este origen con la esencia catalana de mis raíces maternas, dedicadas a  eso tan farragoso que es gestionar los trámites con la Administración Pública, ha dado como resultado un ADN que me caracteriza como una persona que resuelve problemas cotidianos a los demás, no solo a nivel legal y fiscal, sino muchas veces a nivel personal.

Porque finalmente, como decía mi padre, no tenemos clientes, sino amigos con los que compartir la vida y a los que ayudar mediante nuestro trabajo.

Él me lo enseñó y desde donde esté ahora seguro que asiente con una sonrisa de satisfacción.

Por otro lado, ser la tercera generación de los dos oficios que me vienen de cuna es una herencia que me ha llevado a honrarlos cada día con mi trabajo y vivirlos desde la entrega y que ha convertido una profesión difícil en una diversión a la que le dedico todo el tiempo posible.

MI MIRADA

Tengo la mirada siempre en el horizonte de la evolución personal y profesional. Solo concibo la vida desde la visión holística del ser humano y todos los campos que la incluyen son de mi interés. Entiendo que una economía saneada y con un flujo constante de ingresos nos permite disfrutar de una vida mejor.  Me gusta elaborar sistemas legales que generen ingresos y buscar la mínima fiscalidad.

Este es mi nuevo estilo de vida que utilizo a diario: sistematización, mejora, adaptación y respuesta positiva a lo nuevo.

VALORES

Me caracteriza la perseverancia siempre, pero sobretodo cuando se trata de llevar las ideas o proyectos a la acción. La empatía con las vivencias y problemas de los demás me conduce, de una forma natural, a ofrecer soluciones desde la profesionalidad y el sentido común. La alegría es mi fuente de energía.

COMPROMISO

Confirmo cada día mi compromiso con la sociedad para hacer fácil lo difícil, de modo que sirva para apoyar a las personas y ayudar a las empresas a mejorar.  Desde que he tenido conocimiento de la nueva economía que se viene desarrollando en el mundo online, mi adrenalina ha aumentado y han crecido también mis ganas de conocimiento y de apoyo hacia las personas que hacen negocios en la red.

EXPERIENCIA PROFESIONAL

Soy doctora en Derecho Financiero y Tributario, lo que fue el inicio de una carrera universitaria de muchos años dedicada a la docencia como Profesora Titular de Universidad. Eso, sin embargo, no me ha impedido reconocer que ha llegado el momento de dejar las aulas juveniles para transmitir mi mensaje a un círculo más amplio.  Para apoyar a las personas en su vida profesional y en sus negocios, a través de conferencias y asesoramiento directo.

Siempre he compaginado la docencia con la investigación en procesos y sistemas aplicables a las empresas y sus negocios, con la finalidad de mejorarlos económicamente.

Durante dos años  (2012-2014) dirigí el Palacio de Congresos de la Llotja de Lleida, lo que supuso un reto personal y profesional muy enriquecedor que me ayudó a visualizar los negocios desde un prisma todavía más profesional, pues de forma curiosa, cuando  prevés todo aquello que es habitual en una actividad, las cosas salen bien.

Esa visión de los procesos que se repiten sistemáticamente y el afán de mejorarlos cada día te dan la actitud  y preparación necesaria para afrontar con éxito todo aquello que surge de forma imprevista.

Este es mi nuevo estilo de vida que utilizo a diario: sistematización, mejora, adaptación y respuesta positiva a lo nuevo.